Cambia de mentalidad: ¡Tu web es el centro del universo!

Cambia de mentalidad: ¡Tu web es el centro del universo!

Piénsalo: Tu web es el centro donde converge toda tu estrategia de comunicación e información: Tus anuncios -online y offline- llevan a tu web, tus tarjetas y folletos llevan a tu web, tus firmas de email llevan a tu web, tus newsletter llevan a tu web…

 

Es necesario cambiar la percepción de algunos profesionales, que todavía ven su propia web como algo conveniente pero complementario.

1. Prioriza tu web al crear tu imagen corporativa

 

Cuando alguien conoce tu actividad por primera vez, o quiere informarse sobre ella, ¿Cómo lo hace? ¿Con tu tarjeta de visita? ¿Con un folleto? ¿Con un cartel? No. La inmensa mayoría de veces tus clientes potenciales tienen su primera impresión y se informan a través de tu web.

En tal caso, cuando piensas en tu imagen gráfica (tu logotipo, tu imagen corporativa, tu paleta de color, tus tipografías, tus imágenes…) ¿por qué sigues pensando en tus tarjetas de visita y tus folletos primero, y en la web después, como si ésta fuera un complemento?

 

Es exactamente lo contrario: Tu web es el centro del universo y tu material impreso es un complemento de tu web.

 

2. Invierte en crear tu web

 

Ya que tu web es el centro del universo por el que te das a conocer, y esto ya no va a volver atrás, invierte en ella. En el diseño de la web, en la estructura y en los contenidos. Que sea atractiva, rápida, funcional y navegable.

 

No tiene sentido ahorrar tiempo y dinero precisamente en aquello que es clave para tu relación con tus posibles clientes.

 

3. Invierte en mantener tu web

 

Ya no existen las webs que se crean y se olvidan durante varios años:

 

  • En primer lugar, porque los sistemas actuales de creación web (como WordPress, por ejemplo), requieren un mantenimiento regular del software, o acaban dejando de funcionar.
  • En segundo lugar, porque Google exige (literalmente) que las webs estén al día, y además va creando constantemente nuevos requisitos que le indican si una web está al día o no. ¿Qué sucede si no los vas cumpliendo? Que tu web va desapareciendo de las búsquedas de Google.
  • … y en tercer lugar, que quizá debería ser el primero, porque hay pocas cosas más cutres que presentarse con una web anticuada.

Estamos en 2021.
¡Tu web es el centro del universo!
Dale prioridad, invierte en ella, cuida de ella.

Call Now Button